Mediadora ejerciendo la mediacion entre dos partes

MEDIACIÓN
¿Qué es y para qué sirve la mediación?

La mediación es una técnica que sirve para que las partes enfrentadas encuentren una solución al litigio o controversia guiados por un profesional, medidor, formado en técnicas de negociación y mediación. Puede desarrollarse a través de videoconferencia.

Las soluciones, según el asunto, son homologables por los jueces y tienen el valor de una sentencia.

Los informes de la Comisión Europea para la Eficiencia de la Justicia indican que la justicia española tarda una media de un año y dos meses en solucionar, en primera instancia, los asuntos que llegan a los tribunales civiles, mercantiles y administrativos, y mientras que el plazo medio en el que se resuelven los conflictos en mediación es de entre cuatro a seis semanas, y su efectividad alcanza el 70%.

Son muchas las ventajas de contratar un mediador reconocido:

Primero. –  La solución es construida por las partes en función de los verdaderos intereses en juego. No depende de la interpretación de los abogados ni del juez en su caso.

Segundo. –  No existe el riesgo de que una de las partes vea sus pretensiones completamente desestimadas como en un juicio.

Tercero. – La mediación tiene una duración de 2 meses de media como máximo en los casos que se alcanza un acuerdo. Lo que supone un importante ahorro de tiempos y de desgaste psicológico y relacional

Cuarto. – Es un proceso ágil, porque se adapta a la disponibilidad de las partes en cuanto a tiempo y lugar y muy barato en términos económicos.

Quinto. – Las partes pueden mantener en secreto el litigio ya que el contenido de las sesiones y de los documentos creados en el marco de la mediación son CONFIDENCIALES.

Sexto. – Durante todo el proceso de mediación cualquiera de las partes puede desligarse del mismo y acudir a la vía judicial tradicional si considera que no será posible alcanzar un acuerdo satisfactorio.

La Mediación se puede emplear en muy variadas situaciones.

  • Responsabilidad por negligencia profesional
  • Conflictos societarios y órganos de administración de sociedades mercantiles/sociedades familiares.
  • Responsabilidad extracontractual.
  • División de patrimonios.
  • Mediación familia, divorcios, alimentos. 
  • Sucesiones, herencias.
  • Contratos objeto de negociación individual
  • Reclamaciones de cantidad.
  • Protección de derechos al honor, la intimidad y la propia imagen.
  • Propiedad horizontal y comunidades de bienes
  • Defectos en la construcción de inmuebles.
  • Cuestiones laborales en la empresa, etc.

Mejor empezar por prevenir

Una de las mejores maneras de evitar los años de desgaste por los procedimientos judiciales y de que tras esos largos y lentos procesos las decisiones judiciales sean de imposible o difícil cumplimiento, consiste en la inclusión en los contratos de cláusulas de sometimiento a los métodos alternativos de resolución de conflictos respecto de las controversias que se generen tras un posible incumplimiento del contrato al que se refieren. 

Aquí sugerimos un modelo de cláusula de mediación tipo publicado por la International Bar Association adaptable a cada contrato en cuestión.

CLICK AQUÍ PARA ACCEDER A LA CLÁUSULA EN PDF

En relación con el contenido de esta cláusula, las partes pueden concretar otras cuestiones además del sometimiento a la mediación, tales como prever una cláusula penal por incumplimiento de la misma (v.gr. pago de costas), limitar los asuntos de la controversia mediables o incluir la regulación de aspectos procedimentales que no contradigan los principios de la institución.

Debe tenerse en cuenta que durante el tiempo en que se desarrolle la mediación las partes no podrán ejercitar contra las otras partes ninguna acción judicial o extrajudicial en relación con su objeto, con excepción de la solicitud de las medidas cautelares u otras medidas urgentes imprescindibles para evitar la pérdida irreversible de bienes y derechos (art. 10.2. LM).

En cuanto a la eficacia del pacto, se entiende que la buena fe en el cumplimiento de la cláusula implica acudir a la sesión informativa del inicio del proceso de mediación. Si no se asiste injustificadamente existirá incumplimiento de la cláusula, lo que supondrá que se ha desistido de la mediación.

¿Hablamos de Mediación?

Contáctanos y estaremos encantados de atenderte

Aspectos importantes de la Mediación en vídeo: